Fútbol Chileno: Desmenuzamos mitos

¿Es el 2–0 el resultado más peligroso del fútbol chileno? ¿Impactó el Covid En la probabilidad de ganar que tienen los locales? usamos data de todos los partidos del fútbol chileno desde 2010 y las pusimos a prueba.

Existen varios frases preconcebidas que se dan por válidas desde hace mucho tiempo en nuestro fútbol. Un clásico es prender las alarmas si un equipo va ganando 2–0. Pero ¿qué hay de cierto en esto? En Futbolytics recopilamos información de partidos desde el 2010 para comprobar cuanto de mito y cuanto de verdad hay en estas frases.

Los números

Para construir las cifras que se presentarán tomamos como rango de inicio el Torneo de 2010, el cual fue jugado a dos ruedas dado el terremoto. Desde aquél torneo hasta el recién finalizado Torneo 2020 se disputaron en total 18 campeonatos, totalizando 3.021 partidos. Para todos los efectos de números posteriores consideramos solo las fases regulares de los torneos, por tanto liguillas o playoff quedan excluidos. Además, cada partido incluido en este artículo está tomado desde 2 ópticas: su resultado al entretiempo y su marcador final. Esto nos permite realizar algunas preguntas adicionales y contestarlas con datos.

Nos centramos en responder dos preguntas:

  • ¿Impactó el COVID-19 en las posibilidad de obtener una victoria como local? tomando en cuenta el potencial factor del público en el estadio. Compararemos el trecho del torneo 2020 disputado bajo esta modalidad, frente a los promedios históricos recopilados. Por ultimo lo contrastaremos de igual forma con investigaciones similares tanto en Chile como en el exterior.

El COVID-19 y la localía

Para analizar este tópico hemos dividido la data en dos partes, de los 3.021 partidos recopilados, hemos aislado los transcurrido durante la pandemia cuyo recuento alcanzó 238 frente a los 2.783 ocurridos en “etapa normal”. Tomamos la cantidad total de victorias como local dividido por el numero de partidos para cada torneo, entregándonos de esta manera un porcentaje por torneo que indica la probabilidad de victoria.

Porcentaje de victorias como local. Fuente: Elaboración propia.

El promedio general indica un 45% de victoria al jugar de local. En la época COVID este numero fue de 44%, un punto porcentual más bajo, pero considerado totalmente marginal. Estos porcentajes durante la década se movieron en un rango de 38% (15/16 Clausura) — 52% (15/16 Apertura), llamativo que en la misma temporada se hayan marcado el mínimo y máximo de la década, pudiéndose presumir que los mismos equipos fueron consistentes en la totalidad de la temporada (ganaron de local y luego ganaron de visita) pero con la información a priori no deja de ser una casualidad.

Por último, vemos cómo se comportan las victorias de local si las analizamos en torno al día de la semana que se ha jugado:

Victorias de local de acuerdo al día de semana. Fuente: Elaboración propia.

Nuevamente, encontramos que el rango mínimo y máximo es consecutivo, pero parece nuevamente ser producto de la casualidad. Confirmamos, además, que el porcentaje de victoria se da en torno al 45%. Al final de este artículo se encuentran algunas referencias donde se pueden comparar estos números frente a otras publicaciones.

El 2–0 y el mito.

Con los resultados de los partidos oficiales disputados en primera división (fase regular) durante la ultima década, hemos dividido los resultados de los partidos en dos partes: Su resultado al entretiempo y al final. En primer lugar, para tener un panorama general, y previo a meternos en los marcadores en concreto, realizamos una mirada a los resultados situándolos en 3 alternativas: Local, Empate, Visita. Dependiendo quien terminó ganando tanto el primer tiempo como el resultado final.

Matriz de resultados de partidos. Fuente: Elaboración Propia.

¿Cómo leer esta matriz? Por ejemplo un 56% de los partidos en donde el primer tiempo lo ganaba el local, se termina confirmando su victoria al final del partido. Si un partido se va al entretiempo con la visita ganando, entonces en un 19% ese partido termina empatado.

Es interesante ver que para los tres estados posibles que termine la primera parte, este se termina confirmando al termino del encuentro con porcentajes por sobre el 50% (56% de local, 59% empate y 54% visita). Por otro lado, el resultado menos posible — menor a un 10% — es que el equipo que se va perdiendo al descanso lo termine dando vuelta (un 8% que lo termine ganando la visita y un 6% que el local se imponga en su casa).

Pasemos ahora a los marcadores específicos. Para nuestro universo de partidos, hemos tomado todos los marcadores al descanso y luego los hemos comparado con el resultado final (Local, Empate, Visita). Los marcadores expuestos a continuación representan la totalidad de marcadores ocurridos en el fin del primer tiempo durante los últimos 18 torneos analizados. Para una mejor visualización, hemos dividido esta gráfica en 3 partes, de acuerdo a si el resultado marcaba la victoria del local, empate o la visita:

Local gana el primer tiempo. Fuente: Elaboración propia.
Empate en el primer tiempo. Fuente: Elaboración propia.
Visita gana el primer tiempo. Fuente: Elaboración propia.

Algunos datos interesantes han sido resaltados

Partimos por derribar el mito del 2–0, donde vemos que si el local consigue este marcador al descanso, solo en un 2% se lo dan vuelta al final de los 90 minutos. Por otro lado si es la visita quien logra este marcador en el entretiempo, solo en un 4% de las veces se va derrotado finalizado el partido.

En general, observamos que si el local se va ganando en el entretiempo tiene altas probabilidades de terminar ganando, siendo el resultado más peligroso el 3–2, dado que terminará ganando un 64% de las veces.

Por otro lado, si el partido terminó en empate es todo muy parejo, pero el resultado más desfavorable para el local viene siendo el 2–2 teniendo solo un 36% de posibilidad de victoria.

Por último, si el local se va perdiendo al descanso entonces tiene un escenario muy complejo con casi cualquier marcador que le tocase. Siendo el 0–1 en donde más probabilidad tiene de no perder (16% de ganar + 26% de empatar).

Conclusiones

En resumen, el fútbol es un deporte muy complejo de modelar con muchas variables y factores en juego, pudiendo desencadenar infinitos escenarios. Si forzamos estos escenarios a 3 tipos de eventos (Local, Empate, Visita) entonces podemos atribuir probabilidades a una cantidad finita de resultados pudiendo evidenciar algunos números relevantes. Por ejemplo, que un equipo por el solo hecho de jugar como local ya tiene al menos un 45% de probabilidad de ganar. Además, vemos que de acuerdo a lo estudiado, un equipo que gana el primer tiempo aumenta muchísimo sus posibilidades de irse victorioso finalizando el partido. A esto podemos ir sumando otras variables no controladas en este artículo como el lado psicológico que puede significar perder al entretiempo, por ejemplo, entre muchas otras posibilidades.

Esperamos que les haya gustado este artículo, comenten y compartan con sus amigos. Pueden contarnos que cosas les gustaría mirar y nosotros las publicamos.

Artículos de referencia:

La revolución de los datos en el fútbol a un click. Estamos para ayudarte.

La revolución de los datos en el fútbol a un click. Estamos para ayudarte.